Clara Díaz entrevista sobre genómica en vacuno de carne

ENTREVISTA – Genómica en carne con Clara Díaz

“La genómica en carne es una fuente más de información que mejora la matriz de parentesco”

Clara Díaz

Investigadora de Mejora Genética de Rumiantes del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA)

 

La genómica es uno de los aspectos que más interés despierta en la mejora genética, por las posibilidades que contempla. En esta entrevista con VACUNO DE ÉLITE, la experta Clara Díaz desgrana las opciones que tiene la genómica de incorporarse a los esquemas de selección y lo que supondría para la mejora.

 

PREGUNTA.- ¿Cuál es la situación actual de los programas genéticos en el vacuno de carne de España?

RESPUESTA.- Recientemente hemos realizado un análisis de la situación de los programas de mejora en vacuno de carne, concretamente en las razas autóctonas. Este análisis se ha hecho en el marco de una encomienda de gestión al INIA por parte de Ministerio de Agricultura, para estudiar la viabilidad de la implantación de la selección genómica en estas razas. Para su desarrollo constituyó un grupo de trabajo en el que han participado ocho asociaciones, los genetistas responsables de los programas, el Ministerio de Agricultura, Feagas y la UEECA, que ha estado trabajando durante los últimos tres años. Una de las conclusiones es que la situación es muy heterogénea. Hay razas que tienen esquemas que están funcionando bien, con estructuras que generan datos, que están produciendo información útil al ganadero y que estarían en una fase de mejora de sus procedimientos de trabajo. Sin embargo, otras razas tienen esquemas más o menos definidos, pero necesitan un gran impulso.

Durante este trabajo se ha investigado también sobre la percepción que tienen los ganaderos de las herramientas genéticas/genómicas. Se ha visto que en todas las asociaciones, aunque en distintas proporciones, conviven ganaderos que están convencidos de lo que las herramientas genéticas pueden aportar y ganaderos, más tradicionales, que sólo confían en su propia capacidad de apreciación. Curiosamente este último grupo es más abundante entre los ganaderos que lo son por tradición familiar. Está claro que hay que trabajar en la transmisión de la información hacia el ganadero, en el desarrollo de herramientas que ayuden al ganadero en la toma de decisiones. Es evidente que el futuro del sector está en su profesionalización, lo que va íntimamente unido a su capacidad para incorporar innovaciones.

 

Vacas de carne alpinas con cadena de ADN

 

PREGUNTA.- ¿Qué supondría la genómica para el progreso genético de las razas cárnicas? ¿Es viable su aplicación? ¿Por qué?

RESPUESTA.- La genómica es una fuente adicional de información que, en el contexto que la utilizamos mejora la matriz de parentesco y, consecuentemente puede contribuir a mejorar la conexión entre ganaderías. Mejora la matriz de parentesco en dos sentidos. Por un lado permite detectar errores en la genealogía y, por otro, permite ponderar adecuadamente el parentesco entre individuos que comparten regiones del genoma. Se ha hecho una primera evaluación genética en todas las razas (siete) participantes en la encomienda incorporando los datos de genotipado que se han obtenido durante la encomienda. Como esperábamos, la incorporación de los datos genómicos supone un incremento en la fiabilidad de las valoraciones. Dicho incremento ahora es muy pequeño pero irá mejorando con el tiempo. Si las asociaciones continúan trabajando en esta línea, los ganaderos podrán seleccionar los candidatos con mayor precisión y, por lo tanto, conseguir una mayor respuesta a la selección.

En este sentido, la genómica puede ser un acelerador en la mejora genética, pero el planteamiento dista de ser como se ha hecho en el vacuno de leche. Se contempla como una inversión a medio plazo. Actualmente todas las asociaciones confirman paternidades y/o asignan parentescos mediante marcadores microsatélites. Los chips de SNPs mejoran los resultados de los microsatélites. De esta manera, con una inversión no mucho mayor en chips de SNPs, podemos cumplir los dos objetivos, tener un control y evitar errores en las genealogía y mejorar la precisión de las valoraciones genómicas, haciendo así viable la incorporación de la información genómica en los esquemas de selección en el bovino de carne en nuestro país.

PREGUNTA.- ¿Cuáles son las últimas tendencias internacionales de la genética de vacuno de carne? ¿Hay aspectos que se puedan aplicar en España?

RESPUESTA.- En muchos países de Europa se aplica la genómica, como es el caso de Austria, Alemania, Irlanda, Italia, Francia y Reino Unido… con esquemas bastante consolidados. Todos los países tienen claro que para rentabilizar la inversión en genómica  hay que buscar nuevos caracteres que ayuden a conseguir el objetivo de selección. En la era de la genómica, el fenotipo es la pieza esencial de información. En este sentido se está trabajando en la inclusión de nuevos caracteres que tienen que ver con la eficiencia de producción, la reducción en los costes y el valor añadido de los productos. En particular, se está trabajando sobre la eficiencia de alimentación, fertilidad, adaptación al estrés térmico, reducción de emisiones, bienestar, resistencia a enfermedades, resiliencia, calidad de carne… La búsqueda de este tipo de caracteres en nuestros programas tiene un claro interés. Sin embargo, requiere de un esfuerzo de organización y de inversión que las asociaciones y/o sus ganaderos deben de querer y poder hacer.

 

Cadena de ADN entrevista genómica con Clara Díaz

Comparte este post